Entender es informarse Entender es informarse

Contaminación ambiental y criptomonedas

Sociedad 18/06/2022
C2D71E84-BCF8-4D6D-91E8-71586EAC3B71

Los criptomineros dejan de contaminar tanto la atmósfera por la caída del Bitcoin

El minado de Bitcoin es un proceso que permite obtener esta criptomoneda a través de cálculos matemáticos, resumiendo mucho. Al principio podía realizarse con una computadora de escritorio, pero ese tiempo pasó. Ahora son necesarias máquinas con una enorme capacidad de procesamiento y un gran consumo de energía. La minería de criptomonedas se rige por la oferta y la demanda: si el precio del producto baja, la rentabilidad del minado disminuye.

D2C4F229-9FA3-44F5-9DDD-D1E864CCA4CA

El crash de los criptoactivos está afectando de forma determinante a los mineros. Las criptomonedas valen menos dinero real y sale más caro minarlas por la suba de la energía. El resultado es que están apagando sus máquinas menos eficientes o localizadas en las zonas donde la electricidad es más cara.

Esta caída de consumo equivale a dejar de arrojar a la atmósfera miles de toneladas de CO2 al día. Según Digiconomist, que analiza la energía que utilizan las redes de Bitcoin y Ethereum y su huella de carbono, el descenso combinado de ambas equivale a apagar un país como Austria. La reducción de las emisiones globales de carbono podría ser de 110.000 toneladas métricas de CO2 al día, casi tanto como la reducción global de CO2 de los vehículos eléctricos.

La caída del Bitcoin, sumada a los altos precios de la energía, ha hecho que los beneficios de los mineros de todas las criptomonedas bajen. Están apagando criptogranjas enteras, como se conoce a las naves industriales donde operan sus máquinas de cálculo. La estimación de la Universidad de Cambridge, que realiza su propio Índice del consumo eléctrico de los mineros de Bitcoin en todo el mundo, indica que en las últimas semanas estos han desconectado máquinas que consumen 30 TWh. Equivale a apagar toda Dinamarca.

La minería ha sido una actividad conflictiva por los enormes consumos energéticos que lleva aparejada. China, que la lideraba, llegó a prohibirla, aunque los datos de la Universidad de Cambridge muestran que los mineros han vuelto al país, pero las actuales condiciones pueden poner este negocio más en riesgo que nunca.

Incluso las grandes compañías criptomineras reconocen la evidencia. “Hay muchos mineros en la industria que están sujetos a las fluctuaciones de los precios de la energía. Por ello, están sintiendo la presión desde dos direcciones diferentes: los altos costes junto con los menores ingresos por bitcoin generado”, afirma Charlie Schumacher, portavoz de Marathon Digital, uno de los mayores mineros de Bitcoin del mundo, en declaraciones al Financial Times.

“Las empresas que han planificado cuidadosamente la crisis durante algún tiempo probablemente superarán este periodo, pero muchas han actuado de forma impulsiva en el punto álgido del mercado, y pueden encontrarse con dificultades y falta de fondos en los próximos meses”, afirma al mismo medio Jaime Leverton, director ejecutivo de Hut 8, otra de las empresas líderes en este sector, que cotiza en la bolsa canadiense.

Te puede interesar

Lo más visto

Newsletter