Entender es informarse Entender es informarse

La otra guerra

El barbijo deja de ser obligatorio en España. Austria da marcha atrás. EE.UU. le dice adiós en aviones y transportes públicos por un fallo de la justicia.

Sociedad 19/04/2022
FF17F8B7-0BE4-43F6-ADD6-D5F6BB093678


Son los últimos días de la mascarilla obligatoria en interiores en España y, mientras llegan noticias de países que se han visto obligados a dar marcha atrás y volver a hacerla obligatoria, la pregunta que todo el mundo se hace es: ¿Podemos cantar victoria? ¿Es el "fin" de la pandemia? ¿O es posible que haya que dar pasos atrás?

Una medida ya se revirtió en el pasado. El 26 de junio de 2021, dejó de ser obligatoria en exteriores. La mejora de la situación epidemológica, las altas tasas de vacunación y la cercanía de una temporada de verano  para el enorme sector turístico español animaba al Gobierno a empezar la desescalada siguiendo la estela de países como Israel, Polonia o Estados Unidos.

Austria, que decidió quitar la protección a comienzos de marzo, retrocedió sobre sus pasos tan solo dos semanas después de la decisión después de que la incidencia del virus se duplicara en pocos días.

El Reino Unido fue uno de los primeros países de Europa en quitarse la mascarilla con una incidencia que casi alcanzaba los 2.000 contagios. El impacto de esa decisión tuvo repercusión durante las primeras semanas, tras lo cual la curva de incidencia ha vuelto a ser descendente.

En Suecia, la inícidencia está en mínimos tras deshacerse del protector. «Es hora de volver a abrir Suecia», aseguraba la primera ministra sueca días antes de decir adiós a la mascarilla en el país nórdico, donde la pandemia ha caído a mínimos. Según los últimos datos, se han contabilizado 119 casos por cada 100.000 habitantes.

Mientras ciudades como Shanghái enfrentan duros brotes, EE.UU. le dice adiós a los barbijos  en aviones y transportes públicos. Una jueza de Tampa, en Florida, anuló la política impulsada por los CDC: Declaró  ilegal la obligación federal de llevar mascarillas en el transporte público en Estados Unidos, lo que hizo que las aerolíneas actualizaran inmediatamente sus reglas, tras varias semanas de batallas judiciales.

La magistrada Kathryn Kimball Mizelle dictaminó que los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades se habían excedido en su autoridad al imponer el requisito, que se aplica en aviones, trenes, metros y autobuses, entre otros.

Varias aerolíneas estadounidenses anunciaron enseguida que la mascarilla ya no sería obligatoria, al menos en sus vuelos internos.

La administración de Joe Biden ha estado recientemente bajo la presión de quienes piden flexibilizar o anular la obligación de llevar tapabocas. Unos 20 estados dirigidos por republicanos y varias aerolíneas pidieron el fin de este medida en aviones y otros transporte públicos.

En una entrevista reciente en El País, Carolina Darias decía que "nos estamos preparando [por si hay que dar marcha atrás] y Europa también. Una de las lecciones de esta pandemia es que tenemos que estar preparados para las amenazas presentes, pero también para las futuras. El Gobierno de España no está bajando la guardia" y, ante la pregunta de si serán necesarias el próximo invierno, respondía que "lo plantearemos a su momento. Todo a su debido tiempo”.

Te puede interesar

Lo más visto

Newsletter