Patricia acusó al gobierno de coimas y Pfizer la desmintió

El País 25 de mayo de 2021
Aseguró que el ex ministro había pedido "retornos" y luego de un comunicado de Pfizer Bullrich dijo que el hecho de "corrupción" era no haber comprado la vacuna estadounidense.
05507EB0-B3A8-42F7-B189-22927A70E24A

Pfizer desmintió a Patricia Bullrich y negó haber recibido un pedido de coimas por parte del gobierno argentino en la negociación por la compra de vacunas. La titular del PRO había acusado al ministro Ginés González García de buscar un "retorno" de parte de la empresa estadounidense.

"Pfizer no ha recibido peticiones de pagos indebidos en ningún momento. Por otro lado, la compañía no cuenta con intermediarios, distribuidores privados o representantes para la provisión de la vacuna COVID-19", aseguraron desde Pfizer a través de un comunicado.

El macrismo y Juntos por el Cambio en general viene agitando desde hace tiempo que la gestión de vacunas entablada por el gobierno argentino fue un fracaso y lo responsabiliza por el alto número de fallecimientos diarios.

Cuando parecía que el flujo de vacunas empezaba a normalizarse la titular del PRO esbozó una hipótesis para explicar por qué no habían llegado las vacunas de Pfizer al país a pesar de que la Argentina había sido uno de los países donde la compañía estadounidense realizó ensayos clínicos.

"La actitud de González García fue intentar tener un retorno. Eso el presidente (Alberto Fernández) no lo ignoraba", dijo días atrás en la señal La Nación+. Bullrich ya había acusado a Hugo Moyano de presionar a Pfizer, en el marco de las negociaciones con las autoridades nacionales sanitarias.

La explicación de Patricia es que el gobierno buscaba favorecer al empresario Hugo Sigman y por eso trabó las negociaciones con Pfizer y otras farmacéuticas.

Ginés anunció que le pidió a su abogado que inicie acciones penales y civiles contra Bullrich y lo mismo hizo Alberto Fernández.

"He instruido a mis abogados que el próximo día lunes inicien las acciones legales pertinentes contra quien ha lanzado tan vergonzosa difamación. La convivencia democrática no puede autorizar que la injuria y la mentira se conviertan en una práctica admitida", escribió en su cuenta de Twitter el Presidente. Menos sutil fue el ministro de Defensa, Agustín Rossi, que trató a Bullrich de "carancho" de la política.

Patricia tuvo que recular aunque lo hizo a medias. Dejó de hablar de "retornos" y planteó que "No firmar el contrato (con Pfizer) es el hecho de corrupción. A partir de ahí, montaron la mentira de que Pfizer pedía condiciones leoninas, mientras le vendía a todos nuestros vecinos en condiciones aceptables", escribió. "El comunicado de Pfizer no niega nada de lo que yo digo. Por lo tanto, yo reafirmo mis dichos", puede leerse en su cuenta de Twitter.

banner pag web (4)

Te puede interesar