América reacciona ante el avance de la variante ómicron

El mundo - América Beat 29 de noviembre de 2021
97DB911A-57D3-464F-9602-579213D5C928

América ve entre indiferencia y la preocupación el avance de la variante ómicron del coronavirus, una nueva cepa identificada por primera vez la semana pasada en Sudáfrica y que ha encendido las alarmas de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La organización ha advertido de que el riesgo global “se evalúa como muy alto” y ha pedido extremar las precauciones.

Este lunes, un día después de que se confirmaran los dos primeros casos de la nueva cepa en Canadá —dos personas de Ottawa que habían viajado a Nigeria—, el presidente estadounidense Joe Biden dijo que el surgimiento de la variante es un motivo para “la preocupación pero no para el pánico”. El mandatario, que el viernes anunció que prohibiría vuelos de ocho países del sur de África para evitar la propagación e instó a los ciudadanos que no lo hayan hecho a vacunarse para frenar la expansión del virus y a los que tienen dos dosis a ponerse una de refuerzo.
Más del 80% de los adultos estadounidenses han recibido al menos una dosis de la vacuna contra el coronavirus y cerca del 60% tiene la pauta de vacunación completa.

Además de Estados Unidos, Canadá y Brasil —donde también se estudia un posible caso de la nueva variante—han emitido restricciones de viajes de países del sur del continente africano, donde se identificó esta variante. La comunidad científica todavía no tiene la certeza de que esta versión del virus sea más transmisible y de que las vacunas pierdan eficacia frente a él, pero los primeros indicios y las más de 30 mutaciones detectadas en esta variante han precipitado una reacción en cadena en medio mundo para frenar su expansión.

En México se han vacunado con el esquema completo 65 millones de personas y 11 millones más tienen su primera dosis. Recientemente, se han incorporado a la inmunización los adolescentes de 15 a 17 años, pero de la tercera dosis, avanzada en otros países, en México todavía no se ha comenzado a implementar.

En otros países de la región los gobernantes también observan con cautela el avance de la nueva cepa. El presidente de Colombia, Iván Duque, ha anunciado la aplicación de medidas para los viajeros procedentes de África y que presenten síntomas de la enfermedad, aunque ese país no tiene vuelos directos con el continente africano. “Las personas que hayan estado en África en los últimos 15 días y que presenten algún tipo de síntomas, deberán informarlo a las autoridades colombianas y deberán, también, estar en aislamiento”, señaló el mandatario.

El biólogo molecular y biotecnólogo argentino Ernesto Resnik afirmó este lunes que, con la nueva variante de coronavirus Ómicron, "el futuro llegó antes de lo que lo esperábamos", ya que el problema para que la circulación del virus continuara "era que pudiera aparecer una variante peor", a la vez que advirtió que "el problema mayor es si le puede escapar a las vacunas".

"En las próximas dos, tres semanas sabremos mucho más y veremos en dónde estamos", precisó Resnik.

El biólogo agregó que "por ahora" la situación en el mundo "es de vigilancia y alerta" y admitió que "el mundo se ha movido mucho más rápido de lo que ha hecho antes" ya que "con solo la amenaza ya varios países cerraron fronteras con África".

"Creo que eso es un testamento, una evidencia de dónde estamos parados históricamente por el último año de la pandemia", estimó Resnik.

banner pag web (4)

Te puede interesar