La calefacción global está encendida

Sociedad 27 de octubre de 2021
El planeta se encamina a un aumento de la temperatura global de 2,7 °C, un registro alejado del objetivo de 1,5 °C pactado por los países del Acuerdo de París.
60C203C9-6E1A-4F00-AEF8-9082D77D37FE

El planeta se encamina a un aumento de la temperatura global de 2,7 °C, un registro alejado del objetivo de 1,5 °C pactado por los países del Acuerdo de París, según la ONU. La organización sostuvo ayer que las metas de reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero deberían ser siete veces mayores a lo que se planteará la semana próxima en la conferencia del clima COP26 en Glasgow, para limitar el calentamiento global al nivel ideal de 1,5°C. 

La advertencia es parte del informe del Programa de las Naciones Unidas para el Medioambiente titulado “La calefacción está encendida. Un mundo de compromisos climáticos aún por cumplirse”, que se lee aquí. En dicho informe, se sostiene que si se implementan de manera más efectiva las promesas de emisión cero podría limitarse el calentamiento a 2,2°C, algo más cerca de lo establecido en el Acuerdo de París. Sin embargo, muchos países postergan la implementación de estas medidas para después de 2030. 

Para mantenernos en la ruta de menor costo hacia el objetivo de 2 °C del Acuerdo de París se necesitan reducciones de emisiones del 30% y del 55% para alcanzar el objetivo de 1,5°C.

El informe, publicado antes de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26) que tendrá lugar en Glasgow desde el 1 de noviembre, destaca que las promesas de alcanzar la neutralidad de emisiones podrían marcar una gran diferencia.

Si se cumplen por completo, estas podrían llevar el aumento previsto de la temperatura global a 2,2 °C, lo que da esperanzas de que estos esfuerzos adicionales ayuden a prevenir los impactos más catastróficos del cambio climático. Sin embargo, estas promesas son todavía imprecisas e inconsistentes con la mayoría de las NDC para 2030.

"El cambio climático ya no es un problema del futuro. Es un problema ahora", dijo Inger Andersen, directora ejecutiva del PNUMA. 

"Para tener la oportunidad de limitar el calentamiento global a 1,5 °C, contamos con ocho años para reducir casi a la mitad las emisiones de gases de efecto invernadero: ocho años para hacer los planes, implementar las políticas y, finalmente, dar resultados tangibles. El reloj avanza rápidamente", añadió Andersen.

Al 30 de septiembre de 2021, 120 países, que representaban poco más de la mitad de las emisiones mundiales de GEI, habían comunicado NDC nuevas o actualizadas. Además, tres miembros del G20 han anunciado otras nuevas promesas de mitigación para 2030.

Para tener alguna posibilidad de limitar el calentamiento global a 1,5 °C, en los próximos ocho años el mundo debe evitar 28 gigatoneladas de CO2 equivalente (GtCO2e) de las emisiones anuales, adicionales a lo prometido en las NDC actualizadas y otros compromisos para 2030.

Para poner este número en perspectiva, se espera que las emisiones de CO, por sí solas, alcancen las 33 gigatoneladas en 2021. Cuando se consideran todos los demás GEI, las emisiones anuales son cercanas a los 60 GtCO2e. Por lo tanto, para tener la oportunidad de alcanzar el objetivo de 1,5 °C, se deben reducir casi a la mitad las emisiones de GEI. Para el objetivo de 2 °C, la necesidad adicional es menor: una caída en las emisiones anuales de 13 GtCO2e para 2030. 

El próximo domingo, en Glasgow, será tal vez una de las últimas oportunidades de coordinar una política global para reducir los daños al planeta que provoca el cambio climático, según especialistas. 

banner pag web (4)

Te puede interesar